Seguidores

domingo, 25 de diciembre de 2011

EL PAN DE ALMENDRA ARGENTINO

          Es costumbre en las fiestas navideñas hacer ricos y tradicionales platos. Los dulces ocupan un lugar importante, pero en cada país se realizan de una manera diferente, teniendo en cuenta el clima y los ingredientes que son más comunes en cada lugar.
          En España son muy comunes los mazapanes y turrones, los hay de todas las clases y sabores, pero  estaría bien conocer qué es lo que se come en otras partes del mundo. Por ejemplo en Argentina, un país que está muy lejos de aquí, pero con algunas tradiciones parecidas a las nuestras.
          En aquel lugar es muy frecuente hacer para estas fechas "pan dulce". Lo hay de muchas clases, en cada zona le dan su toque personal, y últimamente tambien se han añadido modalidades, para ligh, para celícos, diabéticos...Es decir, que el que no come pan dulce argentino es porque no quiere.
          Entre todos ellos os voy a presentar el "pan de almendra", por ser una receta fácil de hacer y que tiene que estar riquísima.¡Ahí va!

Pan de almendras

Ingredientes:

250 g de margarina
250 g de azúcar
3 huevos
sal
4 cucharadas de leche
250 g de harina
2 cucharaditas de levadura
2 manzanas verdes
2 claras
75 g de almendras
una cucharada de azúcar glas 

Preparación:
 Tener todos los ingredientes a temperatura ambiente. Mezclar la margarina con 200 g de azúcar y una pizca de sal, agregar los huevos uno por uno, luego la leche y después la harina bien mezclada con la levadura. Pelar las manzanas y retirar la pulpa, cortarla en daditos y agregarla a la masa. Poner en un molde de 25 cm y hornear a temperatura media durante 15 minutos. Mezclar las dos claras con 50 g de azúcar hasta hacer un merengue y añadirle 50 g de almendras picadas. Extender sobre la torta en horneado y esparcir por encima las almendras restantes. Hornear durante media hora más. Servir la torta a temperatura ambiente, con azúcar glas.

2 comentarios:

  1. Que rica debe de estar amiga mia
    Con tu permiso me llevo la receta que como bién dices hay que probar de todo
    Gracias por compartir y te dese una Feliz Navidad
    Besitos Victoria

    ResponderEliminar
  2. Existen personas en nuestras vidas que nos hacen felices
    por la simple casualidad de haberse cruzado en nuestro camino.
    Algunas recorren el camino a nuestro lado, viendo muchas lunas pasar,
    mas otras apenas vemos entre un paso y otro.
    A todas las llamamos amigos y hay muchas clases de ellos.

    Tal vez cada hoja de un árbol caracteriza uno de nuestros amigos.
    El primero que nace del brote es nuestro amigo papá y nuestra amiga mamá,
    que nos muestra lo que es la vida.
    Después vienen los amigos hermanos,
    con quienes dividimos nuestro espacio para que puedan florecer como nosotros.
    Pasamos a conocer a toda la familia de hojas a quienes respetamos y deseamos el bien.

    Mas el destino nos presenta a otros amigos,
    los cuales no sabíamos que irían a cruzarse en nuestro camino.
    A muchos de ellos los denominamos amigos del alma, de corazón.
    Son sinceros, son verdaderos.
    Saben cuando no estamos bien, saben lo que nos hace feliz.

    Y a veces uno de esos amigos del alma estalla en nuestro corazón
    y entonces es llamado un amigo enamorado.
    Ese da brillo a nuestros ojos, música a nuestros labios, saltos a nuestros pies.
    Mas también hay de aquellos amigos por un tiempo,
    tal vez unas vacaciones o unos días o unas horas.
    Ellos acostumbran a colocar muchas sonrisas en nuestro rostro,
    durante el tiempo que estamos cerca.

    Hablando de cerca, no podemos olvidar a amigos distantes,
    aquellos que están en la punta de las ramas
    y que cuando el viento sopla siempre aparecen entre una hoja y otra.
    El tiempo pasa, el verano se va, el otoño se aproxima y perdemos algunas de nuestras hojas,
    algunas nacen en otro verano y otras permanecen por muchas estaciones.
    Pero lo que nos deja más felices es que las que cayeron continúan cerca,
    alimentando nuestra raíz con alegría.
    Son recuerdos de momentos maravillosos de cuando se cruzaron en nuestro camino.

    Te deseo, hoja de mi árbol, paz, amor, salud, suerte y prosperidad.
    Simplemente porque cada persona que pasa en nuestra vida es única.
    Siempre deja un poco de sí y se lleva un poco de nosotros.

    Habrá los que se llevarán mucho,
    pero no habrán de los que no nos dejarán nada.
    Esta es la mayor responsabilidad de nuestra vida
    y la prueba evidente de que dos almas no se encuentran por casualidad.

    Feliz 2012 mi querida amiga
    Besitos Victoria

    ResponderEliminar